Gracias a que a nuestros amigos de viaje les gusta escalar, organizaron un perfecto tour para ir con niños. Nos llevó Martin, Sofía y Tess, escaladores profesionales de Vértigo Rock Climbing.

Desde el inicio nos dieron toda la confianza y se ganaron a los niños en medio segundo, tanto así, que ni me cuestioné si era seguro dejar en sus manos la vida de mis hijos. Así de exagerada, así de inconsciente a veces soy, pero una bajada de 30 m haciendo rappel, no es cualquier cosa. Es confianza total.

Hay que hacer una caminata de subida de 1 hr aprox a ritmo niño, para llegar a la punta de una pared de roca y de ahí hacer rappel, para luego escalar.

Lanzamos primero al papá novato y con miedo a las alturas, ni chance le dimos de agarrar confianza o pedir último lugar, pero como tenía que dar el ejemplo a sus hijos ni pío dijo. Lo único que logramos oír fue ¡ya toma la fotooo! Fue divertido para los que lo veíamos, pero al bajar nos enteramos que la pasó fatal, al pobre le ardían las manos por bajar tan tenso y no querer soltar la cuerda. Pero gracias a él sus hijos muy valientes se pusieron el arnés y sin cuestionarse nada fueron los siguientes. Bajaron como profesionales, sonriendo ante la cámara y sin miedo alguno.  Lo que es ser niño, los demás aunque ya lo habíamos hecho algunas veces siempre tienes ese nervio de ver hacia abajo y entrar en pánico. Una vista increíble rodeados de bosque y de donde se podía ver San Cristóbal a lo lejos.

Nos pusieron 3 rutas de distintos niveles de dificultad; principiante, intermedio y avanzado. Para la sorpresa de todos, los niños rompieron el récord de vértigo rock climbing, subiendo 10 veces la ruta de principiante y 1 la de intermedio cuando nosotros los adultos subimos 2 veces y ya los brazos no respondían.

Es un plan de un poco más de medio día. Recomiendo llevar un lunch fuerte y mucha agua, porque entre el traslado (30 minutos al cerro), caminata, rappel y escalada si estarás unas cuantas horas. Nosotros salimos a las 10 am y regresamos a las 6 pm a la casa. Depende de la energía de cada quien, pero al parecer mis hijos necesitaban descargar mucha y estuvimos horas.

Fue muy divertido y gran experiencia para todos, hasta para las niñas pequeñitas que no pudieron escalar.

Contacto:

Vértigo Rock Climbing

Martin Siller y Sofía

Cel: (961) 214 57 47

@vertigorockclimbing

Viajografía y fotos: Vero Ledesma